jueves, 19 de enero de 2017

VIAJE AL CENTRO DE MIS MUJERES de Alicia Domínguez.


Título: Viaje al centro de mis mujeres

Autora: Alicia Domínguez

Editorial: Círculo Rojo

Segunda Edición: Enero 2016

Nº de Páginas: 332

ISBN: 9788491262053

Género: Narrativa





Autora

Alicia Domínguez, nacida en Madrid en 1966, es doctora en Historia por la Universidad de Cádiz y Máster en Gestión y Resolución de Conflictos por la Universidad Oberta de Catalunya. Su línea de investigación histórica se centró en el análisis de la violencia política y social del franquismo. Fruto de ella son los trabajos: 'La represión franquista de la guerra y la postguerra en Cádiz 1936-1945', 'La causa 259/45: un ejemplo de represión en la posguerra en el Campo de Gibraltar' y 'La superación de la guerra civil española, una aproximación desde la perspectiva de la conflictología. Es autora de El Verano que trajo un largo invierno (Quorum Editores, 2005) y de dos libros colectivos: 102 razones para recordar a Salvochea (Asociacion de amigos de F.S., 2009) y 65 Salvocheas (Quorum Editores, 2011) y colaboradora de la revista digital Woman's Soul.


Sinopsis

Tras la ruptura con su pareja, Lola recibe la trágica noticia del suicidio de un hombre cuyo desahucio ella ordenó. Su prima Sara, fotógrafa y activista del 15M, es imputada por ocupar el emblemático edificio Valcárcel de Cádiz. Sus destinos volverán a encontrarse en un viaje a Portugal, en el que ambas intentarán dejar atrás sus particulares demonios. En este viaje, lleno de sorpresas y fascinantes encuentros: un anciano centenario que cuenta historias fabulosas; una fadista, a la que su padre y su marido prohibieron cantar; un homosexual, con un insólito pasado, que viaja con su pareja y sus dos hijos; un echador de cartas, que despierta en Lola una pasión largamente dormida, y una seductora mujer, propietaria del hostal La Menuíta, un lugar donde «verdaderamente se calma el dolor», Lola y Sara descubrirán lo que son y, sobre todo, lo que fueron las mujeres que las precedieron y cuyas energías aún llevan pegadas a la piel.

Viaje al centro de mis mujeres puede ser una road story al uso, en la que los personajes experimentan una evolución vital. Pero no es solo eso. Es también una historia, contada con agilidad y frescura, de secretos familiares que arañan por dentro; de justicia social; de mujeres que no se resignan; de anhelos y, sobre todo, de amor y perdón, únicas herramientas capaces de liberar la poderosa energía que bulle en nuestro interior y que nos impulsa a salir al encuentro de nuestros sueños. Y todo ello, acompañado por la sensualidad de la música, la comida, la bebida y la magia de lugares como Monsaraz, Évora, Lisboa, Lagos y Ayamonte. Porque al fin y al cabo, lo importante es sentir; lo demás son alrededores...consigue atraparnos hasta la última página, dejándonos con la sensación de que aquellos a quienes tenemos más cerca tal vez sean las personas a las que menos conozcamos...

Opinión

Me fascinó el libro por la reseña que hizo de él Laky en su blog, y una mano amiga me lo hizo llegar. No imaginaba que podría calarme tan hondo, porque hay tantos puntos en común en esta historia que a veces daba algo de miedo. Tengo que decir que un par de veces paré su lectura porque dolía, y mucho.

Comienzan las casualidades con el nombre de su protagonista, mi tocaya Lola, aunque yo no utilizo este nombre. Es una mujer que está en su trabajo de toda la vida que por causas de la crisis se ha convertido en algo odioso, trabaja en un banco y ya en las primeras líneas podemos apreciar el chute de realidad con el que nos encontramos cada mañana al leer las noticias.

Pero esa mañana en el periódico hay algo más, está la noticia del suicidio de Samuel Gomáriz, un hombre de 34 años que se ha quitado la vida al no soportar verse desahuciado por la misma entidad bancaria en la que trabaja Lola, y donde ella misma tramitó el expediente de desahucio. La dureza de la noticia de la que se hace culpable, junto con el alegato cínico y algo hipócrita de su jefe con el que hasta unos momentos antes ha estado hablando de la cúpula del banco y su destino, hacen que Lola se rompa sin remedio. Y llora por la viuda y la hija, por lo que ha supuesto su firma, y sobre todo llora por ella misma, que ha roto con su pareja, Ernesto y hasta el momento no se lo había dicho a nadie.

Con esa realidad que la abofetea de modo cruel y coincidiendo con las fechas navideñas, tan llenas de falsedad, felicidad, y buenos propósitos, Lola decide huir de su vida y de todo lo que esta significa, su destino será Lisboa, lugar en el que ella buscará la calma que en este momento necesita.

Pero el destino es caprichoso y no quiere que vaya sola, de repente le pide asilo su prima y gran amiga Sara que se ha ido de su casa ha discutido con su abuela Norma, al enterarse esta del activismo radical en el 15M, de su nieta que la llevó a ocupar un edificio, y llegar a los tribunales, algo que evidentemente no le sentó nada bien a la pobre mujer, chapada a la antigua.

El viaje que iba a ser en solitario se convierte en un viaje de dos, en el que Lola redescubre y enseña a su prima los lugares que la hicieron feliz, mientras que Sara, fotógrafa, los verá por primera vez y los inmortalizará.

En esa huida las dos mujeres, de muy diferente carácter, volverán a conocerse, saldarán viejas deudas familiares, sacando antiguos rencores, silencios atronadores que se habían interpuesto entre ellas cuando cada una tuvo que tomar su camino.

Hablarán de las madres, unas figuras maternas que las han marcado profundamente, de los hombres, de las parejas, de aquello que fue y de lo que no pudo ser, con melancolía, con risas, con dolor. Y en ese periplo sentimental van a ir haciendo turismo por distintos pueblos de Portugal y conociendo a personajes secundarios que tomarán un protagonismo cada vez mayor, haciendo que el tiempo vuele y se lleve lo tóxico y les aporte armonía y amplitud, transformándolas poco a poco de tal forma que las Lola y Sara que vuelven nada tienen que ver con aquellas que partieron.

En sus alforjas volverán con cariño, amor, historias vivas, y sobre todo una parada en el Hostal de La Menuíta, que es un lugar donde todo es posible, con su dueña Amalia, llena de sabiduría y que impregnará sus nuevas vidas.

Al comenzar el libro sentí vibrar muchas cosas dentro de mí porque la autora toca temas que son de una actualidad apabullante, con tacto pero a la vez con crítica, con dureza y te ves sumergida dentro de las situaciones, pero es que si sigues leyendo los personajes y sus sentimientos son tan cercanos, tan semejantes a los que tienes en tu cabeza que te ves descrita, y en mi caso, como comentaba al principio me trasladó a un viaje a Lisboa, unas navidades, y fue todo tan diferente que me daban ganas de gritarles no vayáis allí, no es el momento, no lo vais a pasar bien, será horrible. Mi Lisboa estaba llena de nubes y de agua, de tristeza, vacía de gente, que no de coches caóticos, sin luz, sin ilusión. Pero su viaje y su Lisboa sí que se vive y disfruta, y está llena de luz, de gente, así que  yo tengo el convencimiento de que en algún momento volveré hacer ese viaje y  encontraré a esa Lola que hace mucho que se perdió.

Os recomiendo que leáis este libro en él encontraréis mucha belleza, en el fondo y en la forma, personajes inolvidables, paisajes hermosos,  mujeres fuertes, conversaciones pausadas, sinceras y sobre todo mucha esperanza, porque donde hay coraje se encuentra salida.

Lo pasaréis bien y os marcará.

Hoy me doy permiso para conquistar la vida en lugar de evitar el dolor. Pg. 326

Para decir que se ha vivido, tenemos que atrevernos a revolcarnos en la ciénaga de la vida. Pg.265

Lo importante no es lo que sientas por alguien, sino cómo te hace sentir. Pg. 171

La culpa es la sensación más invalidante que puedas experimentar en la vida. Pg. 267


Para ser feliz hace falta tener mala memoria. La mayoría de las veces, los recuerdos son una trampa, así que cuanto antes detengas la máquina de pensar, antes te librarás de la pena. Pg. 274

Saludos y nos leemos

26 comentarios:

  1. Trata temas muy punzantes y actualidad máxima. No me importaría leerlo. Un beso ;)

    ResponderEliminar
  2. Me apetece tenerlo, ya he dicho antes por ahí que está resultando muy atractivo para los lectores y no me gustaría dejarlo pasar.

    Un beso ❤❤❤

    ResponderEliminar
  3. Pues tiene buena pinta. Si cae en mis manos lo leeré :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. Qué preciosa reseña... dan ganas de leerlo sólo por ella. Enhorabuena.
    Es una novela que no me importaría leer, a pesar de que a veces me cuesta digerir las novelas tan pegadas a la realidad.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que es duro por lo real, pero también transmite esperanza. Besos

      Eliminar
  5. Gracias, Mari. Lo acabo de comprar el digital. Buscaba algo así para leer y tu reseña me ha convencido.

    ResponderEliminar
  6. Pues a mi no me resulta atractivo ni me llama la atención y mejor así, menos libros jeje
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Pues tiene muy buena pinta y no lo conocía. Apuntado queda.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  8. Para que luegodigan que no hay autores anonimos que tienen grandes historias que mostrar. Yo es un libro que sin lugar a dudas me encantaría leer pero creo que en el momento adecuado .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, es un libro que debería tener más promoción, porque encierra buenas historias.
      Un abrazo

      Eliminar
  9. Me gustó muchísimo y en general la historia bien puede ser de cualquier mujer que decida vivir. Una delicia de novela.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón se trata de vivir y de soltar lastre.
      Besos

      Eliminar
  10. Ya sabes que me gustó muchísimo. Real como la vida misma, te hace pensar y sentir

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, es tan real que asusta. Gracias a tu reseña me lancé.
      Besos

      Eliminar
  11. Ya solo con su titulo me siento totalmente atraida hacia su lectura.
    No la conocia pero espero leerla pronto.

    Nos leemos. Chispibesitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un buen libro, espero que te decidas a leerlo.
      Besos

      Eliminar
  12. A mí no me terminó de convencer, la verdad, pero esto de las lecturas es tan personal.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es curioso, sí. No todos tenemos las mismas experiencias vitales ni nos llega lo mismo.
      Besos

      Eliminar

Muchas gracias por comentar.
El contenido de la entrada es mi opinión como lectora y por tanto es totalmente subjetiva.