martes, 6 de junio de 2017

NUESTRA CASA DEL ÁRBOL de Lea Vélez.




Título: Nuestra casa en el árbol

Autora: Lea Vélez

Editorial: Destino

Primera edición: Abril de 2017

Nº de Páginas: 400

ISBN: 9788423352111

Género: Narrativa




Autora

Lea Vélez nació en Madrid, en 1970 al cobijo de una familia fanática de la literatura. Tras estudiar Ciencias de la Información en la Universidad Complutense, se licenció en periodismo en 1994. Como otra de sus grandes pasiones es el cine decidió convertirse en guionista de ficción, para ello cursó una diplomatura en guión en la ECAM (Escuela de cinematografía y del Audiovisual de Madrid).
En 1996 recibió el segundo premio Terra-Antena 3 al mejor guión de largometraje por Como Las Olas -su primer guión de cine- y tras graduarse, comenzó a escribir, principalmente, para televisión.
En 2004 se editó su primera novela, El desván (Ed. Plaza y Janés), escrita en colaboración Susana Prieto, de la que se publicaron seis ediciones. En 2006 repitió la experiencia con su segunda novela, La esfera de Ababol (Ed. Planeta. En 2008 escribió, también con Susana Prieto la obra teatral Tiza, divertida sátira de la educación, que fue galardonada en 2009 con el Premio de Teatro Agustín González.
En 2014 publicó La cirujana de Palma con Ediciones B y El jardín de la memoria con Galaxia Gutenberg.

Sinopsis

Tras la muerte de su marido, Ana decide que la vida de ciudad, las mil extraescolares, los problemas educativos, los infinitos deberes repetitivos y la dislexia galopante de su hijo mayor son demasiado para ella. No puede más. No tiene tiempo para vivir del modo que el sistema le impone y a la vez estar con sus niños. Entendiendo que ella es la mejor «profesora de extraescolar» para ellos, decide romper con todo. Escapa de un mundo derruido y lleno de dolor, vende todo lo que la ata a Madrid y se marcha  al sur de Inglaterra, al hostal inglés que su marido le dejó en herencia.
Allí, en Hamble-le-Rice, un bucólico pueblo de pedernal junto a la desembocadura del río Hamble, Ana crea un mundo de humor, un entorno irreverente y liberal, en una antigua escuela de carpintería situada en el borde mismo del agua.
Sus hijos, Michael, Richard y María, gracias a su vida en plena libertad, extraerán de sus aventuras y experiencias personales sus propias vocaciones y destinos, demostrando que la excelencia puede alcanzarse a través de la sencillez, sin sacrificar la infancia en favor del futuro.

Opinión

Conocí a Lea Vélez en La cirujana de Palma y me gustó mucho su forma de narrar así como sus personajes irónicos fuertes y rotundos. Seguí con ella en El jardín de la memoria en un libro autobiográfico que me llegó al corazón. He seguido sus batallas con sus hijos y contra el sistema escolar por las redes, donde me ha hecho reír y llorar, así que sabía que este libro lo iba a leer y así lo he hecho, a pesar de todo.

El problema aparece cuando intentas reseñarlo, porque hay libros que te exprimen que te dejan exhausta, que te hacen sentir tan chiquitita que hasta da vergüenza utilizar las palabras, esas que resultan cojas para describir lo que has sentido al leerlos.

Antes de contar nada, una recomendación, necesitarás un taco de post-it, una libreta y un bolígrafo para anotar las frases y las sensaciones que seguro vas a experimentar.

Ana es una joven madre de tres hijos, Michael, Richard y María, se ha quedado viuda tras una batalla contra uno de los peores males de nuestro tiempo. Vivir en Madrid atada a un sistema educativo que está frustrando a sus hijos es algo que ya no puede soportar, porque sus hijos son niños de altas capacidades que son capaces de hablar durante horas del espacio, agujeros negros, ingeniería y medicina, se frustran cuando van a un colegio que les obliga a repetir por sistema frases absurdas para aprender a escribir, donde los libros que les ofrecen está narrados por animales que a ellos les quedan a años luz.

Toma la decisión de vender todo y trasladarse a Inglaterra, a Hamble-le-Rice, a orillas del río Hamble, donde vivió años muy felices con su marido y donde se hará cargo de la casa que ha heredado de él y la transformará en un Bed & Breakfast, allí en Joiners House la vida comenzará de nuevo para ellos. La descripción del lugar que va haciendo hace que te transportes a un lugar lleno de belleza, plácido y a veces duro, sentirás el rumor de las olas contra el muelle, las hojas, los ladridos del perro de la vecina, el entrechocar de los barcos amarrados.

La libertad se colará en sus vidas, hay cientos de sitios donde explorar, jugar y divertirse, los clientes que pasan por allí son unos personajes fascinantes. Allí atracará El pequeño Arethusa que lleva a bordo a Tom, un mujeriego viajero que a pesar de sus reticencias iniciales, acabará fascinado con esos tres críos preguntones; conocerán a Jim un vagabundo profesional que les pondrá al día de numerosas historias y de los muchos chismes que conoce sobre los habitantes del pueblo o el apuesto príncipe de Netley que tiene el corazón en un sitio extraño. Tomarán contacto con una encantadora vecina y su malvada sobrina, harán excursiones e investigaciones que les harán menos amargo su paso por el nuevo sistema escolar que no es la salvación que buscaban.

Porque aunque hayan huido de ese sistema, van a encontrarse que en mayor o menor medida tienen que ajustarse a unas normas que no pueden dejar de cumplir. Pero tienen una madre dura y perseverante que convertirá el coche y sus atascos en amenas clases extraescolares en las que los niños darán rienda a su imaginación y a sus preguntas.

Y Ana encontrará un reto más que añadir a los muchos que ya tiene, se trata de darles a sus hijos un lugar especial donde jugar y para ello decide construirles una casa en el roble de su jardín, pero nada de casitas prefabricadas ni nada de hacerle daño al árbol, se trata de construir en armonía y para ello se arma de paciencia, sabiduría y como no, una taza de té. La obra será dura y le servirá para dar rienda suelta a sus sentimientos, a su dolor, a sus miedos, a su felicidad, la casa se convierte en una preciosa metáfora de lo que significa volver a empezar. Desde su comienzo hasta su final, todo tiene su significado, su propósito y conforme vas leyendo vas notando como el corazón se agarrota, el estómago se encoge ante tal cúmulo de emociones.

La estructura del libro, como la de la casa del árbol está pensada cuidadosamente, se basa en recuerdos, en diarios de Ana y cartas que van entrelazándose y mostrándonos un escenario a veces duro, a veces complicado, pero por encima de todo, feliz. Porque a pesar de la dureza de lo vivido lo que se construye son las vidas de unos chiquillos en libertad, que aprenden a cuestionar todo lo establecido, que tienen un fuerte espíritu crítico con pensamientos de adulto pero alma e inocencia de niños, y por encima de todo, amor, mucho amor. Ese amor de madre que rezuma en cada página, esa madre que tiene que aprender a gestionar el dolor por su pérdida sin dar un solo paso atrás, ese amor de hermanos que me ha hecho reír y llorar.

Hay muchas cosas en este libro, la crítica feroz a los sistemas educativos cuadriculados es algo con lo que madre e hijos lucharán día a día, viviremos la impotencia de Ana cuando una y otra vez tiene que demostrar que sus hijos no son malos estudiantes ni tímidos, ni callados, porque solo lo son en el colegio, una vez que traspasan sus puertas se convierten en seres luminosos, divertidos y curiosos que asaetean a preguntas a una madre que les busca las respuestas de forma original y divertida, que busca la manera de que lo repetido y monótono se vuelva entretenido. El hilo conductor se transformará también en la resolución de un misterio, en historias de amor y desamor, en pequeñas joyas que no se pueden dejar de leer. Y sobre todo hay alegría y humor, mucho humor de ese que te hace soltar la carcajada al leer los razonamientos y las contestaciones de madre e hijos.

Tengo que reconocer que leerlo me ha dolido, he envidiado a veces esa familia que ha sabido gestionar la pérdida, pero que ha seguido siendo familia. Hay veces que la pérdida no se puede superar porque no es natural, porque viene dada por unas circunstancias que se vuelven ajenas y eso es muy triste.

Espero haber conseguido transmitir al menos una pequeña parte de todo lo que me ha hecho sentir, y está claro que os recomiendo leerlo y probablemente encontréis otras cosas con las que os podáis sentiros identificados.
Sin duda uno de mis libros del año.

Yo seguiré leyendo a Lea y las andanzas de sus personajes reales que comienzan con…”Entra el de…” o “Tengo historias…”

“…yo creo que todos los corazones tienen varias cerraduras. Lo que pasa es que a lo largo de la vida vamos perdiendo las llaves” Pg. 101

“-¡Yo nunca tendré niños!
-¿No?¿Y por qué no? – preguntó mamá decepcionada.

- Porque ser niño duele demasiado” Pg. 92

Saludos y a disfrutar leyendo


26 comentarios:

  1. La tengo en el punto de mira. Desde luego, se nota que te ha gustado y todas las reseñas coinciden en sus virtudes. Habrá que buscarla.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un libro para leer y releer y que da muchas lecciones de vida.
      Besos

      Eliminar
  2. ¡Me encantó este nuevo libro de Lea Vélez! Al igual que tú, sigo en las redes sociales las conversaciones de Lea con sus hijos y los problemas que tienen en la escuela o, más concretamente, con los profesores obtusos que solo quieren borregos en sus clases. "Nuestra casa en el árbol" es una ficción basada en esa experiencia de sus hijos, de su educación, del sinsentido del sistema. Pero también es un ensayo sobre la libertad. Entiendo cuando dices que te ha tocado hondo, la sensibilidad de Lea consigue eso y más. Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una ficción que los que conocemos a Lea y su historia somos tan conscientes de por lo que ha pasado, que no puedes mantenerte al margen y sí que toca. Coincidimos en que hay que leerla sí o sí.
      Besos

      Eliminar
  3. Sigo a la autora por las redes sociales, por lo que no me importaría leer esta novela. Apuntadísima la tengo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si la sigues, seguro que te gustará. Ya me dirás qué te parece.
      Besos

      Eliminar
  4. Yo estoy dudosa pero después de leer tus impresiones me decanto por el sí.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy convencida de que te gustará, tiene mucha miga y su forma de narrar es fantástica.
      Besote

      Eliminar
  5. Me has dejado llena de curiosidad, la verdad; no quería seguir apuntando más libros este mes (ya, imposible, inocente que es una) pero tras leerte estoy segura que me va a gustar.

    Me lo llevo anotado.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  6. Me ha gustado mucho tu reseña de este precioso libro :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que te haya gustado y coincidamos en que es precioso. Besos

      Eliminar
  7. Lo tengo pendiente pero estaba dejándolo para más adelante. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tómate tu tiempo porque es para una lectura pausada y tranquila. Besos

      Eliminar
  8. No me importaría nada leerlo si cae en mis manos.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  9. No lo he acabado aún pero desde luego, es un libro precioso. De esos que se leen y sigues hablando de ellos por años. Cuando acabe, me pasaré a leer tú reseña completa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que lo es, es precioso y tiene montones de frases para recordar.
      Besos

      Eliminar
  10. Me has convencido por completo. Cómo se nota que lo has disfrutado!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que lo he disfrutado porque la ambientación es muy buena y los personajes ni te cuento.
      Besote

      Eliminar
  11. Estoy leyendo buenas críticas pero no termino de animarme. Quizá es porque tengo tanto acumulado que voy desechando lecturas que no me llaman a la primera. Pero a lo mejor te hago caso y la leo este verano. Un beso.

    ResponderEliminar
  12. A mí me ha encantado y si la sigues seguro que te gustará aún más. Besote

    ResponderEliminar
  13. No leí nada de Lea Vélez. Por lo que nos comentas de esta novela que reseñas, no me termina de convencer. Creo que empezaría por La cirujana de Palma. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una temática totalmente diferente, a mí me gustó mucho.
      Besos

      Eliminar
  14. Tienes razón es un libro que es difícil reseñar. Una movels muy emotiva y muy inteligente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que lo es, y además se queda contigo, tiene mucho para recordar.
      Besos

      Eliminar

GRACIAS POR COMENTAR, LOS COMENTARIOS ME ANIMAN A SEGUIR Y SIRVEN PARA DEBATIR.