jueves, 9 de enero de 2014

PRETÉRITO IMPERFECTO de Mercedes Pinto Maldonado




Título: Pretérito imperfecto
Autora: Mercedes Pinto Maldonado
Editorial: Ediciones B, 10 de julio de 2013 a la venta en Amazon
Páginas: 324
ASIN: B00DUYGVQU

Autora

Nos lo cuenta ella en su página http://mercedespinto.wordpress.com/
Nací en Granada, allá por los años sesenta, pero resido en Málaga. Estoy casada y tengo tres hijos. Estudié medicina en las facultades de Granada y Málaga, pero lo dejé para dedicarme de lleno a la pintura y la literatura. Con varias exposiciones de pintura en mi haber, finalmente me decanté por la literatura, porque es la disciplina artística en la que más cómoda me siento y en creo que mejor me expreso.
Tengo cuatro libros publicados con «Ediciones B» en su línea digital «B de Ebooks»: El talento de Nano (novela juvenil), La última vuelta del scaife (novela histórica), Maldita (novela trágico romántica ambientada en los años cincuenta) y Pretérito imperfecto (novela trágico romántica).
Mi última obra, El fotógrafo de paisajes (novela negra) ha sido publicada por «Ediciones Tagus», el sello digital de «Planeta de los Libros». Aunque actualmente todas mis obras están solo en formato digital, he firmado un contrato con «Ediciones B» para la publicación en papel la primavera del 2014 de «Maldita» y «Pretérito imperfecto».


Sinopsis
Estela no ha tenido mucho éxito en la vida. Tiene dos hijos, una niña y un adolescente, de dos relaciones fallidas. Tras dos divorcios y ningún amor en el horizonte, sobrevive como puede entre el caos y el desorden. Regenta una tienda de instrumentos musicales y se las arregla como puede para llegar a fin de mes. Ahora mismo tiene cuarenta y cuatro años y es una mujer insegura y no muy feliz.
El descubrimiento de un cadáver en el lugar en el que vivió cuando era niña, le retrotrae a los años de su infancia. Veremos cómo era entonces su vida junto a su hermana, sus padres y sus abuelos, especialmente su abuelo Rafael, al que le unía una relación muy especial. A los ocho años ocurrió algo, una desgracia, que cambió su vida para siempre y que la hizo como es en la actualidad. La apertura de un proceso judicial le va a obligar a retrotraerse a aquellos años que hubiera preferido tener enterrados, para siempre, en lo más oscuro de su memoria. Pero, al mismo tiempo, le sirve de catarsis. Y es que no hay nada como volver la vista atrás para hacer borrón y cuenta nueva y empezar a disfrutar de lo que la vida nos tenga deparado.


Opinión

Vaya por delante que odio a los que han hecho la sinopsis porque lo han contado todo, pero lo que no han contado, menos mal, es todo lo que se siente al leer el libro.

Creo que hacer esta reseña es todo un reto, no es fácil, nada fácil, porque no quiero contar nada, solo quiero que la leáis, y cuando cerréis el libro, me entenderéis. En mayor o menor medida, pero lo entenderéis.
De la forma más objetiva voy a intentar describiros de qué trata la historia.

Estela, es la protagonista de la novela en dos tiempos, el presente, en el que lidia con un negocio, una vida social casi inexistente y sus dos hijos, un adolescente Dani, con todo lo que ello implica y una dulzura de niña, Marina. Su vida es sobrevivir al día a día, que no es poco, va intentando capear el temporal con la mano que le hecha de vez en cuando su hermana Chari. Levantarse y luchar por estar ahí un día más, hasta que un día el destino hace que su escaparate se quede vacío, porque alguien compra un piano.
Ésa Estela, insegura, caótica, pero buena gente, es la que ha conseguido llegar hasta los 44 años.
Esa misma Estela, Lita, es la protagonista del relato de la infancia, de los años de su niñez, a la que vuelve como consecuencia del descubrimiento de un cadáver, por unas obras y porque la citan como testigo por la declaración de una amiga de su infancia. Allí están los personajes más importantes de la historia de Lita, su abuelo Rafael, y su abuela Matilde.

A través de flashbacks vamos conociendo la historia del pasado, y del presente, vamos recreándonos en los personajes, sintiendo con ellos, sus miedos, sus alegrías, sus dramas y sus preocupaciones. Sus rutinas y sus pequeñas historias.

Y ahora llega lo difícil, porque resulta imposible explicar y contar esta novela, porque hay demasiado de mí en ella.
Porque soy Estela, demasiado Estela. Soy Estela sin Marina sin Chari, sola y sin muñecas. Pero aunque he sido también Lita, nunca he sido gorrión, me caí del nido y acabé siendo urraca.
Qué contar de la autora, una maestra de las sensaciones y la palabra, porque ella es una prestidigitadora, es la maga de las palabras transportándote a otra vida, a ésa vida que fue y viví, a ésa casa de muñecas que nunca tuve ni tendré. A esas sensaciones que imagino pero nunca he tenido. Esa seguridad gozo, cariño y dulzura que solo se pueden tener una vez en la vida, con la inocencia que da la niñez. Cómo he llorado sintiendo que nunca fui un gorrión, porque nunca tuve un nido como el que Rafael y Matilde construyeron.
He sentido como me desgarraba por dentro con cada una de las situaciones, me ha hecho sentirme protagonista, oler, degustar, empaparme de las sensaciones. He sido capaz de sonreír con recuerdos que solo tenemos los de esa edad, y llorar, por la inocencia perdida, por el tiempo pasado.
He llorado mucho con este libro, no es triste, pero sí que despierta unos sentimientos muy fuertes en mí, y me ha costado mucho leerlo, porque a veces me anegaban las lágrimas, por tantas cosas…

Así que como os he dicho al principio, no puedo ser objetiva. No puedo hacer otra cosa que recomendaros que leáis el libro. Si sentís la mitad de lo que me ha hecho sentir a mí, ya me doy por satisfecha.

Felicidades Mercedes.



Saludos y nos vamos leyendo.

11 comentarios:

  1. Plas, plas, plas! me ha encantado tu reseña, ¡¡amiga!!

    Plasmas la esencia del libro y todas las sensaciones que se sienten al leerlo. Cuando acabé esta novela me sentí como tú. Algo me hizo pensar que esta novela me había tocado demasiado hondo. Llorar de esa manera leyendo un libro es alucinante, ¿verdad?

    Un besazo enorme y felicidades por esta reseña en un día como hoy.
    Cita

    ResponderEliminar
  2. Mercedes tiene cuatro libros muy buenos,pero este es "mi libro",yo también soy Estela,pero sobre todo fuí Lita,tampoco fuí gorrión y mi Rafael no me pudo salvar porque no sabía de la misa la mitad,yo tampoco he tenido casa de muñecas,me obligaron a jugar con dos muñecas que aunque son parte de mí,no eran mi responsabilidad.Gracias a este libro y como le dije a Mercedes en su día he matado muchos fantasmas,por eso,solo por eso Mercedes es para mí la más grande.

    ResponderEliminar
  3. pero qué reseña más completaaa!!,he flipado,genial!!!

    ResponderEliminar
  4. Hace horas que leí esta motiva reseña, dejé tu blog abierto, a la espera, tenía que reponerme. No sé, tengo la sensación de que nada de lo que pueda decirte podría explicar lo que me has hecho sentir. Eres grande y sensible, Mari, tienes dentro un mundo inmenso por domar, debes darle forma y escribirlo. Sé que lo harás, que tarde o temprano te decidirás a escribir "en serio" y harás partícipe al mundo de tanto como sientes.
    Gracias, por todo y tanto, por ser tan auténtica y cercana. Espero que muy pronto seas un amado Gorrión, te lo mereces.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leer ésto tan bonito de manos de la autora es muy grande y muy importante para mí. Pero es que es indescriptible lo que me has hecho sentir, con éste y con todos tus libros.
      Gracias por hacerme sentir...

      Eliminar
  5. Estupenda reseña...con la visión más humana que he visto en un comentario de este tipo...yo también lloré y reí...y sobre todo me traía los olores de mi infancia...leer tu reseña me ha hecho rememorar el libro...gracias

    ResponderEliminar
  6. yo no se si felicitarte por la reseña o por no haber sido nunca un gorrión o por las dos cosas a la vez, me dices que has llorado mucho con este libro, me dices que has añorado no tener una Marina, Chani, Rafael o Matilde y algo que me duele en el alma ¿de verdad crees ser una urraca?.
    Te ha gustado el libro y has escrito una reseña desgarradora sobre ti misma, Mari He Ca me has hecho llorar con sentimientos encontrados, por un lado admirando la forma en que te expresas y por otro lado por lo dura que eres contigo misma.......hay millones de futuros lectores que no tendrán ninguna duda gracias a tu reseña en hacer "Clip" para leer Pretérito Imperfecto, pero a ti te digo Mari, que debes empezar cueste lo que cueste a valorarte más, a tirar hacia delante, una persona que escribe como tu lo haces tiene que ser una persona valiente y fuerte y.... ¡nada tiene de Urraca !, así que con el nuevo año empieza a sacar ese potencial que tienes con las letras y no te sientas urraca porque tú lo que eres es un Aguila Real. Margarita.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay Mari Marga...qué bonito lo que me dices. Muchísimas gracias...no me pongo a llorar otra vez...Gracias de corazón.

      Eliminar
  7. Es tan bonita la reseña como el libro.
    Felicidades

    Juan Manuel

    ResponderEliminar

GRACIAS POR COMENTAR, LOS COMENTARIOS ME ANIMAN A SEGUIR Y SIRVEN PARA DEBATIR.