martes, 25 de junio de 2013

Obligación.

Me encanta leer, me apasiona, tengo mis preferencias evidentemente como: misterio, suspense, policíaco, thriller, pero en general leo cualquier cosa que me llame la atención.
De repente me meto en un club de lectura y me "obligan" a leer un libro al mes, y de repente, no tengo narices, lo voy paseando de un lado al otro, me obligo a leer cierto número de páginas al día, y en definitiva... no lo consigo.
No puedo leerlo, me agobia me está costando horrores. Admito que no es apasionante pero tampoco como para dejarlo (para eso soy muy maniática), los leo aunque no me gusten, dejarlos me parece una traición. Una tontería, ya lo sé, no soy perfecta.
Así que he llegado a la conclusión de que el problema está sencillamente en la obligación.
Odio la obligación a mi edad. Así que ahora entiendo a los alumnos que se tienen que leer un determinado libro por obligación, no por convicción, así que creo que habrá que buscar alguna fórmula para que consigan que un libro les llame, y pierdan en cierto modo ese deber, que es lo que les hace rebelarse contra la literatura, y el leer.
Ahora me voy corriendo a terminar el libro, que la reunión es mañana, ya os haré la reseña, y a ver qué sensaciones ha tenido el resto de gente.
Saludos y nos vamos leyendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

GRACIAS POR COMENTAR, LOS COMENTARIOS ME ANIMAN A SEGUIR Y SIRVEN PARA DEBATIR.