viernes, 14 de marzo de 2014

LA INTERPRETADORA DE SUEÑOS de Rafael R. Costa.

Título: La interpretadora de sueños
Autor: Rafael R. Costa
Páginas: 424 pg
Idioma: Español
Publicación: 2012
Editorial: Amazon
ISBN: B007HO9CVU
Género: Narrativa, histórica, novela.




Autor
Rafael R. Costa nacido en Huelva en 1959. Bibliotecario en dicha ciudad, Huelva, actividad a la que dedicó cinco años, y decidió abandonar para irse a Madrid, en 1989 para dedicarse por entero al oficio de escribir.
Empezó a escribir su primera novela con doce años, y asimismo sus primeros poemas. Tiene varios libros de poesía publicados, resultado de premios obtenidos, entre los que destaca Cirea, aunque sus grandes poemas están inéditos. Ha publicado dos novelas, también como resultado de premios obtenidos: El caracol de Byron que fue Premio Ciudad de Irún de Novela y El niño que quiso llamarse Paul Newman, que ganó el Premio Onuba de Novela. También ha sido finalista dos veces del Premio Planeta.
Alejado del mundo editorial convencional, ha decidido publicar algunas de sus novelas en Amazon Kindle, con merecido éxito.

Sinopsis
Poetisa, madre, judía, superviviente del Titanic, e interpretadora de sueños. Sarah Georginas Parker se ve obligada a trasladarse desde la capital checoslovaca a Estados Unidos, con un hijo de doce años, en 1924, meses antes de que muera su amigo Franz Kafka.

En su nuevo país, y ayudada por la Hermandad Hebraica, su vida dará un giro. Conocerá Harry Houdini, a Nancy Cunard, se codeará con la Alta Sociedad neoyorquina y finalmente volverá a Europa, donde pasará un año en un campo de concentración de Praga.

Una mujer singular, un arcángel, que luchó contra la realidad hostil en una de las épocas más convulsas de nuestro pasado reciente.

Opinión
Desde que entré en este mundo de Internet y Facebook al que ni me quería acercar y sobre el que tenía mucha reticencia he tenido la inmensa suerte de conocer a autores españoles de los que tenía poca o ninguna conciencia, y ahora cada día me daría porrazos contra la pared por no haberlos descubierto antes.
Es el caso de Rafael R. Costa, hablaban de él y lo bien que escribía y en aquellos días el libro más nombrado era el de la presente reseña. Y todo eran alabanzas. Mi situación hacía difícil que lo pudiese adquirir y una mano inocente me lo regaló. Menudo regalo.

No hice eso tan habitual de buscar en Google, así que cuando lo comencé, era prácticamente virgen, y como me alegro, porque así el descubrimiento ha sido total, y casi que me gustaría que así fuese para vosotros, pero no puedo hacer trampa.
De entrada ir preparándoos para un chute en vena de literatura de la buena.

Sarah Georginas Parker, viuda de un noble que murió en el hundimiento del Titanic, y con un hijo pequeño, Rudolf vive en el Praga de 1919, malviviendo de lo que va ganando como administrativa, y pasando su escaso tiempo libre en La taberna de los Dos Osos, donde tiene un círculo de amigos muy especial, entre los que se encuentran Franz Kafka.
Un Kafka que hace de canguro de su hijo de la forma más especial que uno puede imaginar, leyéndole La metamorfosis, mientras su madre intenta luchar por su herencia en el castillo de Lorre, donde no es nada bien recibida por su familia política.
Pero esa estancia será muy fructífera ya que conocerá a Sigmund Freud y su hermana Ana, que se convertirá en una de sus mejores amigas.
Dados los impedimentos de su familia política y sus presiones, ella toma la determinación de marcharse con su hijo a Estados Unidos buscando como tantos una vida mejor.
Allí y con la ayuda de alguna mano oculta, sus dones y sus conocimientos comienza su vida de interpretadora de sueños, conociendo a gente de lo más variopinto, y con un lugar muy marcado en la Historia. Y hará una gran amiga, Nancy Cunard.
Asistimos al cumplimiento del llamado gran sueño americano…con sus luces y sus sombras.
Y por último cuando todo podría ser tranquilidad, ella toma la decisión de volver a Europa, a una Europa irreconocible, arisca y traicionera, donde seremos también espectadores del comienzo del nazismo.

Esto es la trama, pero como describir la prosa increíble de Rafael, es literatura con mayúsculas, de esa que no te deja indiferente, que te entra por los ojos y se instala en tus venas y en tu corazón. Qué forma de escribir. Es un maestro. Con eso lo digo todo y nada.
La forma de escribir es exquisita, con un dominio del lenguaje y de los tiempos realmente geniales. Es capaz de transmitir y hacerte vivir y sobre todo ver todo lo que está pasando, esas descripciones de Praga y Nueva York, de los días, las horas son sencillamente magistrales.
Una lección de historia, que gira alrededor del personaje de Georginas, que transmite un magnetismo especial, y nos atrapa en sus redes, nos hace cómplices de sus sentimientos, de su alegría y su desazón, su escepticismo y su amargura, y que hace que tengas ganas de más…siempre más.

Qué decir más…que me alegro de haber conocido al escritor y al libro y que intentaré acercarme a él en otro de sus libros, que dicen que es aún mejor. ¿Cómo será? No soy capaz de imaginármelo.
Si os decidís a leerlo, cosa que os recomiendo sinceramente, habrá algo que se quedará dentro de vosotros.

Para mí siempre estará el olor de los cisnes… y ese amigo que enciende y apaga las farolas en el paseo de Praga.



Saludos y nos vamos leyendo.


2 comentarios:

  1. Coincido plenamente con este artículo. Rafael R. Costa en un GRAN escritor. Me es difícil decir cuál de sus novelas me ha gustado más. Pero en la última de la trilogía "El nazi elegante" este autor se supero a sí mismo. Un ejemplo que la buena literatura no tiene que estar reñida con entretenimiento.

    ResponderEliminar

GRACIAS POR COMENTAR, LOS COMENTARIOS ME ANIMAN A SEGUIR Y SIRVEN PARA DEBATIR.